Émilienne Morin (La compañera de Buenaventura Durruti Dumange)

Émilienne Morin (1901-1991)

Emilienne Morin, nace en Angers (Francia) en 1901. Hija de Stephen Morin, militante anarco-sindicalista de la construcción, Emilienne frecuenta desde muy joven los círculos revolucionarios. Milita en las Juventudes Sindicalistas del Sena en París y en 1923 forma parte de su directiva.

En 1924 se casa en Yerres (Francia), con el militante anarquista italiano Mario Cascari conocido como Cesario Tafani y Oscar Barodi, del que se divorcia dos o tres años después.

El 14 de julio de 1927 conoce a Buenaventura Durruti en la Librería Internacional Anarquista en la Rue des Prairies, en París, que será su compañero. En julio de 1927, Durruti es deportado a Bélgica, por lo que Emilienne renuncia a su puesto de trabajo como taquimecanógrafa para reunirse con él en Bruselas, lugar de residencia de muchxs anarquistas españolxs que viven en semi-clandestinidad.

La joven pareja lleva una vida difícil de proscritxs hasta la proclamación de la República en 1931; entonces deciden volver a España para proseguir con sus actividades militantes. Émilienne entonces colabora en publicaciones de la CNT y participa en numerosos mítines y eventos.

El 4 de diciembre de 1931 en Barcelona, da a luz a Colette, a la que tendrá que criar prácticamente sola, ya que su compañero está continuamente perseguido o encarcelado. Los compañeros le consiguen trabajo en el teatro Goya como acomodadora, a menudo será la compañera Teresa Margalef quien se ocupe de la pequeña Colette, mientras su madre está en el trabajo.

Durante la Revolución y guerra civil española, Emilienne Morin se une a la Columna Durruti en el frente de Aragón y trabaja como secretaria en el cuartel general donde es la responsable del departamento de prensa. Sin embargo, la atención necesaria que requiere su hija pronto la obliga a abandonar el frente, mientras que su compañero marcha a Madrid, con una parte de la columna a ayudar en la defensa de la capital, donde fue asesinado el 20 de noviembre de 1936.

Después de trabajar un tiempo en el consejo de defensa, Emilienne regresa a Francia en 1938 donde dirige la campaña en favor de lxs revolucionarixs españolxs. También colabora intensamente en Solidaridad Internacional Antifascista (SIA), así como en Libertaire, órgano de la Unión Anarquista, donde publica sus recuerdos del frente (N º del 7 julio 1938).

Tras la guerra, continua manteniendo contacto con muchxs activistas españolxs hasta que la muerte le sobreviene en Quimper (Francia), donde estaba retirada, el 14 de febrero de 1991.

morin1

De izquierda a derecha: Buenaventura Durruti, Émilienne Morin, Gregorio Jover, Berthe Faber y Francisco Ascaso (París, 1926)

morin03 2

De izquierda a derecha: Berthe Faber, Francisco Ascaso, Émilienne Morin y Buenaventura Durruti
(París, verano de 1927)

morin04 3

Buenaventura Durruti y Émilienne Morin (París, noviembre de 1928)

morin05 5

Buenaventura Durruti y Émilienne Morin (Berlín, 1929)

morin06 6

De izquierda a derecha: Buenaventura Durruti,?, Francisco Ascaso, Émilienne Morin y Berthe Faber (Bruselas, 1929)

morin01 7

Émilienne Morin (1935)

morin02 8

Émilienne Morin en un dibujo de E. Vincente sobre la anterior foto

morin08 9

Durruti, Morin y Colette (Barcelona, febrero de 1936)

morin07 10

De izquierda a derecha: derechos: compañera de Abad de Santillán y Diego Abad de Santillán;sentadas:?, Émilienne Morin y?
(Domicilio de Abad de Santillán, Barcelona, octubre de 1936)

morin09 11

Entierro de Buenaventura Durruti. Émilienne Morin es la tercera por la izquierda
(Barcelona, 22 de noviembre de 1936)

morin12 12

Émilienne Morin y Colette Durruti (1973)

morin11 13

De izquierda a derecha: derechos: Colette Durruti, Joaquina Dorado, Liberto Sarrau; sentados, Émilienne Morin, Rosa Durruti y Ricard Sanz (1979)

 

Anuncios

2 comentarios

    • De nada.
      El aporte se ha hecho porque es una mujer que por ser la compañera de un personaje tan carismático como es Buenaventura Durruti Domage ha estado en la sombra y he creído conveniente darle el merito que creo que se merece.
      Salud y anarquía.

      Me gusta

Los comentarios están cerrados.